Utilidad clínica del análisis del nivel de vitamina D en la sangre y su suplementación

Julio 2017


La Alta Autoridad de la Salud francesa (HAS por sus siglas en francés) publicó en octubre de 2013 un informe de evaluación sobre la utilidad clínica de un análisis del nivel de vitamina D en la sangre, en un contexto de aumento del número de análisis séricos de 25 (OH) D realizados.

Tiene como objetivo precisar las situaciones clínicas para las cuales la medición de la concentración sérica en 25 (OH) D es clínicamente útil, en relación con diferentes patologías óseas y no óseas. Este informe también aporta precisiones sobre la eficacia de la suplementación en vitamina D en el marco del tratamiento o la prevención de estas diferentes enfermedades.

Introducción

La HAS recuerda que varios estudios epidemiológicos observaron una relación potencial entre el estado vitamínico D (medida de las concentraciones séricas de 25 (OH) D1) y ciertas patologías donde las bajas concentraciones séricas de 25 (OH) D podrían tener consecuencias clínicas óseas y no óseas.

Contexto

Análisis del nivel de vitamina D en la sangre

La HAS recuerda que la vitamina D existe bajo dos formas, la vitamina D3 y la vitamina D2, el análisis biológico debe permitir el análisis de estas dos formas de calcidiol resultantes, a saber 25 (OH) D3 y 25 (OH) D2.

Valores óptimos de la concentración de las concentraciones de 25 (OH) D

Uno de los métodos de medida de los valores óptimos consiste en estudiar la relación entre las concentraciones de 25 (OH) D obtenidas y la frecuencia de aparición de enfermedades o el riesgo de desarrollarlas.

La HAS indica que el raquitismo o la osteomalacia parecen asociados con concentraciones muy bajas (inferiores a 12,5 nmol/L).

Los valores óptimos, que son específicos del resultado clínico observado según la HAS, difieren según la patología de interés.

Riesgos asociados a la insuficiencia en vitamina D

En la medida en que el aporte en vitamina D desempeña un papel primordial en el crecimiento y la mineralización ósea, la HAS precisa que diferentes patologías óseas son directamente relacionadas a un déficit en vitamina D, así como el raquitismo carencial y la osteomalacia, para los cuales la dosificación de 25 (OH) D es un acto indispensable del diagnóstico etiológico.

Según la HAS, los bajos niveles séricos de vitamina D pueden ser asociados con efectos no óseos, expresado en ciertas patologías.

Toxicidad

La HAS recuerda que la vitamina D puede ser tóxica en altas dosis (hipercalcemia), sin que el límite de toxicidad no sea actualmente establecido (particularmente en el marco de una suplementación a largo plazo).

Según la posición de la Academia de medicina producida por la HAS, la intoxicación a la vitamina D no sería asociada con concentraciones de 25 (OH) D inferiores a 250 nmol/L.

Suplementación en vitamina D y/o dosificación: Indicaciones terapéuticas

Fractura

Según la HAS, los datos actuales muestran que el tratamiento vitamínico de calcio reduce el riesgo de fractura no vertebral en pacientes mayores de más de 65 años, los pacientes que sufren de osteoporosis y las mujeres con menopausia.

El grupo de trabajo de la HAS considera útil de administrar la vitamina D a las personas cuyo riesgo de fractura justifica un programa terapéutico para el cual el límite mínimo de 60 nmol/L (umbral consensual) debe ser alcanzado en los casos de una patología crónica que favorece la insuficiencia o el déficit en vitamina D, osteoporosis, enfermedad o tratamiento inductor de osteoporosis.

Caídas

Según la HAS, los datos actualmente disponibles muestran que la suplementación en vitamina D con o sin calcio reduce significativamente el riesgo de caída en el paciente mayor de más de 60 años de edad independientemente de la concentración inicial.

Sin embargo, no permiten concluir la utilidad de la administración de vitamina D en la reducción de las caídas, en la medida en que no es posible precisar un límite de concentración en 25 (OH) D más allá del cual el riesgo de caída se reduce.

Enfermedad renal crónica

Según la HAS, la dosis de 25 (OH) D es indicada en el paciente con insuficiencia renal, pero el seguimiento requiere de una consulta especializada.

El mínimo requerido es de 75 nmol/L con un nivel óptimo comprendido entre 75 y 200 nmol/L.

Embarazo

Según el grupo de trabajo de la HAS, existen recomendaciones sobre la suplementación en vitamina D al sexto mes de embarazo. Esta se hace sin un análisis previo.

Patologías sin indicaciones de análisis en vitamina D y/o suplementación

Cáncer

La HAS precisa que ninguna prueba establece con precisión la eficacia de la suplementación en vitamina D en la aparición de un cáncer y que ningún objetivo de 25 (OH) D puede ser identificado.

En consecuencia, la dosificación de 25 (OH) D como prevención del riesgo de cáncer no es indicado.

Sin embargo, datos recientes muestran el beneficio de la vitamina D y la dosificación de 25 (OH) D en el mejoramiento de ciertos efectos adversos del tratamiento del cáncer (por ejemplo: dolores musculoesqueléticos).

Hipertensión

Según la HAS, no existe argumento a favor de la administración de vitamina D para prevenir la hipertensión.

Otras patologías

Según la HAS, los datos actuales no permiten recomendar ni los análisis de la vitamina D, ni la suplementación para mejorar la densidad mineral ósea del niño, para el mejoramiento de los rendimientos funcionales de las personas de edad, en el marco de enfermedades cardiovasculares, infecciones agudas y crónicas, mucoviscidosis, y en el conjunto del balance lipídico.

Por otro lado, según la HAS, los datos actuales no permiten recomendar la dosificación de la vitamina D con el objetivo de disminuir la mortalidad.

Patologías para las cuales los datos son insuficientes

Según las indicaciones de la HAS, la información actual es insuficiente para poder establecer la utilidad de la suplementación o la dosificación de vitamina D en las enfermedades siguientes: alergia, enfermedades autoinmunes y diabetes de tipo 2.

Foto: © concept w - Fotolia.com

Consulta también

Publicado por Carlos-vialfa. Última actualización: 19 de octubre de 2016 a las 13:19 por Carlos-vialfa.
El documento «Utilidad clínica del análisis del nivel de vitamina D en la sangre y su suplementación» se encuentra disponible bajo una licencia Creative Commons. Puedes copiarlo o modificarlo libremente. No olvides citar a CCM Salud (salud.ccm.net) como tu fuente de información.