Embarazo y preeclampsia: síntomas y factores de riesgo

Agosto 2017


La preeclampsia es una patología frecuente que aparece durante el embarazo. Asocia una hipertensión arterial y una proteinuria (presencia de proteínas en las orinas). A menudo benigna, esta enfermedad puede, si no es tratada, provocar numerosas complicaciones que pueden causar la muerte de la madre o del niño.

Síntomas

Durante una preeclampsia, la presión arterial sistólica es superior a 140 mm Hg y la presión arterial diastólica es superior a 90 mm Hg. Por otra parte, la proteinuria, es decir la concentración de proteínas en las orinas, es superior a 300 mg en 24 horas. También pueden aparecer, de una manera aislada o asociada, un brote de hipertensión arterial, dolores de cabeza, silbidos o zumbidos en las orejas y dolores abdominales. Manifestaciones visuales son características de la enfermedad como la aparición de una visión borrosa, manchas inhabituales o una ceguera súbita. Por otra parte, pueden aparecer edemas en la cara, los dedos y el cuerpo, que pueden acompañarse de un aumento de peso de varios kilos en pocos días.

Factores de riesgo

Un primer embarazo, la presencia de antecedentes de preeclampsia en el transcurso de un embarazo anterior o antecedentes familiares de preeclampsia, una hipertensión arterial, obesidad, patología renal, diabetes, síndrome de ovarios poliquísticos y enfermedades autoinmunes representan los principales factores de riesgo, así como la edad de la futura mama. En efecto, una mujer de menos de 18 años de edad o más de 40 años de edad está más expuesta a desarrollar esta patología.

Complicaciones

Una preeclampsia puede evolucionar rápidamente sobre todo en el transcurso del tercer trimestre del embarazo y provocar complicaciones graves en el 10 % de los casos, afectando el pronóstico vital de la madre y de su futuro bebé en el corto plazo.

Pueden aparecer una eclampsia que provoca una convulsión o un coma, un desprendimiento de la retina que puede conducir a una ceguera, una hemorragia cerebral que es la causa principal de defunción de las madres, una rotura hepática, una insuficiencia renal en la madre, un desprendimiento placentario que provoca una hemorragia interna donde se formó. Este accidente necesita un parto con urgencia.

Es necesario saber también si una mujer embarazada que presenta una presión arterial de 140 mm Hg y 90 mm Hg y proteinuria presenta una forma leve de eclampsia. En caso de elevación de la presión arterial y proteinuria (proteínas en las orinas), padece de preeclampsia leve. La presencia de un proteinuria y de una presión arterial superior a 160 mm Hg y 110 mm Hg, junto a problemas visuales, dolores de cabeza y dolores abdominales indica una preeclampsia severa. En todos los casos la opinión del médico es indispensable.

Foto: © Leonid & Anna Dedukh - Fotolia.com

Consulta también

Artículo original escrito por . Traducido por Carlos-vialfa. Última actualización: 7 de agosto de 2015 a las 01:49 por Carlos-vialfa.
El documento «Embarazo y preeclampsia: síntomas y factores de riesgo » se encuentra disponible bajo una licencia Creative Commons. Puedes copiarlo o modificarlo libremente. No olvides citar a CCM Salud (salud.ccm.net) como tu fuente de información.