Haz una pregunta »

Insuficiencia respiratoria crónica en adultos - Tratamiento

Septiembre 2015


En marzo de 2007, la Alta Autoridad de la Salud (Francia) publicó un guía para el tratamiento de los casos graves de insuficiencia respiratoria crónica secundaria a una bronconeumopatía crónica obstructiva. Esta guía señala que la insuficiencia respiratoria crónica es una afección a largo plazo que puede ser diagnosticada por un médico generalista. Después de diagnosticar la enfermedad, el médico generalista encargará el tratamiento del paciente a un especialista en neumología. La evaluación regular del paciente debe ser coordinada por ambos profesionales.

Examen inicial


El médico tratante puede diagnosticar esta enfermedad. Las funciones de este profesional de la salud son las siguientes:
  • Determinar los antecedentes y la intensidad y la frecuencia de los síntomas.
  • Evaluar los tratamientos en curso.
  • Verificar el uso adecuado de los dispositivos de inhalación.
  • Identificar los factores de riesgo (tabaquismo, condiciones socioeconómicas y laborales, alergias...).
  • Realizar un examen clínico completo. Este examen debe incluir:
    • Cálculo del índice de masa corporal (IMC).
    • Cálculo del flujo espiratorio máximo (FEM).
    • Aplicación de la escala de disnea.
    • Detección de complicaciones (signos de corazón pulmonar crónico).
    • Medir la saturación de oxígeno en las arterias y el volumen espiratorio máximo en un segundo -VEMS (estos exámenes son obligatorios sólo si el médico cuenta con los dispositivos necesarios para realizarlos).
    .


En casos graves de bronconeumopatía crónica obstructiva, se recomienda enviar al paciente directamente al consultorio de un especialista en neumología.

Tratamiento terapéutico


El tratamiento terapéutico debe ser conducido por un especialista en neumología. Sin embargo, esta especialista debe coordinar todas decisiones con el médico tratante y con el kinesiterapeuta.
Puntos clave del tratamiento terapéutico:
  • Prevención de los factores de riesgo (tabaquismo u otros).
  • Tratamiento farmacológico (uso de broncodilatadores de acción rápida y de acción prolongada o de aerosoles y, si es necesario, uso de teofilina y derivados o de corticoides orales).
  • Vacunas (antigripal y antineumococo).
  • Kinesiterapia respiratoria (aparte de un programa de rehabilitación).
  • Rehabilitación (mejoramiento de la resistencia, educación terapéutica del paciente, tratamiento nutricional y psicológico).
  • Oxigenoterapia de larga duración en el paciente adulto.
  • Ventilación asistida en el paciente adulto.
  • Educación terapéutica y cambios del modo de vida.
  • Tratamiento de la comorbilidad y de las complicaciones.

Control médico regular


El control o seguimiento médico del paciente que presenta un caso grave de insuficiencia respiratoria crónica (secundaria a una bronconeumopatía obstructiva) requiere una coordinación entre el médico tratante y el especialista en neumología.

La función de un médico tratante consiste en:
  • Evaluar de forma general todas las patologías NO respiratorias que pueda presentar el paciente.
  • Revisar de manera general el estado de la función respiratoria. En caso de detectar una anomalía, el médico deberá informar al neumológo al respecto.
Consulta este artículo sin tener que estar conectado, descárgalo gratis aquí en formato PDF:
Insuficiencia-respiratoria-cronica-en-adultos-tratamiento.pdf

Consulta también

En la misma categoría

Publicado por Carlos-vialfa. - última actualización por Jeff
Este documento intitulado « Insuficiencia respiratoria crónica en adultos - Tratamiento » de Ccm (salud.ccm.net) esta puesto a diposición bajo la licencia Creative Commons. Puede copiar, modificar bajo las condiciones puestas por la licencia, siempre que esta nota sea visible.