Consejos para evitar los ácaros

Junio 2017




Las alergias provocadas por los ácaros son responsables del 50% de las reacciones alérgicas.
Es indispensable evitar la proliferación de los ácaros.

Ventilar las habitaciones

Ventilar las habitaciones todos los días, tanto en invierno como en verano, entre 30 a 60 minutos cada día es una de las medidas más importantes.

Limpieza y mantenimiento

  • Cambiar las sábanas semanalmente y lavarlas a la temperatura más alta posible, aproximadamente a 60 grados.
  • Evitar los radiadores eléctricos que expulsan aire.
  • Pasar la aspiradora dos o tres veces por semana.
  • Lavar como mínimo una vez al mes los cojines, edredones y frazadas a la temperatura más alta posible.
  • Colocar las ropas en un armario cerrado.
  • Poner los peluches envueltos por una bolsa plástica en el congelador una noche al mes.
  • Limpiar regularmente los muebles con un trapo húmedo.

La temperatura de las habitaciones

Mantener la temperatura de los ambientes del hogar entre 18 y 19 grados como máximo, y una humedad de 50 a 60%.

Los muebles del dormitorio

  • Evitar las literas. El niño que duerme en la litera inferior inhala muchos ácaros que provienen de la litera de arriba.
  • Se recomienda un somier en las camas de los alérgicos.
  • Evitar las moquetas, tapicería y cortinas.
  • Se debe elegir almohadas y edredones de material sintético para evitar las plumas donde se alojan los ácaros.
  • Utilizar una funda antiácaros que sea hermético y que cubra completamente el colchón.

La aspiradora

  • Debe aspirarse un promedio de 30 o 40 minutos para poder eliminar un 20% de los alérgenos de los ácaros.
  • La aspiradora debe estar acondicionada con un filtro HEPA, muy eficaz contra las partículas alergénicas, que evita esparcir los ácaros en el aire.

Saber más

Consulta también

Publicado por Carlos-vialfa. Última actualización: 26 de octubre de 2016 a las 18:13 por Carlos-vialfa.
El documento «Consejos para evitar los ácaros» se encuentra disponible bajo una licencia Creative Commons. Puedes copiarlo o modificarlo libremente. No olvides citar a CCM Salud (salud.ccm.net) como tu fuente de información.