La dieta hipocalórica: una dieta sin frustraciones

Agosto 2017


La dieta hipocalórica preconizada por el nutricionista el Dr. Jean Michel Cohen es la dieta que tiene probablemente los menores inconvenientes. La dieta hipocalórica permite una alimentación equilibrada y variada. Esta dieta permite comer mejor, consumir de todos los alimentos, pero en cantidades razonables.

Dieta que puede adaptarse fácilmente a cada persona


La dieta hipocalórica es una dieta que se adapta a todas las personas que desean seguirla. Es posible seguirla todos los días, en el trabajo, en casa, en vacaciones...

Se puede comer todos los alimentos pero en cantidades limitadas


Se puede comer todo tipo de alimentos. No hay restricción de ningún tipo de alimentos. Contrariamente a otras dietas, ningún alimento está prohibido en esta dieta. Existe la posibilidad de poder comer los alimentos que más nos gusta pero en menores cantidades. Disminuir las cantidades habituales.

Pocas frustraciones


Esta dieta hipocalórica disminuye los riesgos de frustración ya que permite dejar la dieta de vez en cuando para comer los alimentos que queramos pero en menores cantidades. Realizar la recuperación en las comidas siguientes después de haber dejado la dieta para darse un gusto. La posibilidad de consumir más durante una comida, con la necesidad de comer menos en las siguientes comidas.

La necesidad de aumentar su actividad física


Toda dieta debe estar siempre acompañada de la realización de una actividad física de manera regular.

Beber bastante líquido

  • Beber entre 1,5 a 2 litros diarios.
  • No consumir bebidas alcoholizadas y azucaradas (vino, licor, zumo de frutas, gaseosas...).

Yogur


Consumir yogur sin grasa.

Carnes


Consumir carnes a la parrilla con hierbas y especias.

Pescado


Consumir pescado por lo menos 2 o 3 veces por semana.

Quesos


Prefiera los quesos que tengan menos del 50 % de materia grasa.

Huevos

  • Es posible consumir huevos, pero es necesario limitar el consumo de las yemas de huevo porque son ricas en colesterol.
  • La yema de huevo si se puede consumir.

Estabilizar el peso después de la dieta


La dieta hipocalórica permite alimentarse de una manera más sana. La dieta hipocalórica prepara la segunda fase, la más importante, de toda la dieta: estabilizar el peso y no recuperar los kilos perdidos.

Saber más

Consulta también

Publicado por Carlos-vialfa. Última actualización: 9 de enero de 2014 a las 15:24 por Jeff.
El documento «La dieta hipocalórica: una dieta sin frustraciones» se encuentra disponible bajo una licencia Creative Commons. Puedes copiarlo o modificarlo libremente. No olvides citar a CCM Salud (salud.ccm.net) como tu fuente de información.