Cómo disminuir el formaldehído en las viviendas

Agosto 2017


Ventilar regularmente


Ventilar regularmente las habitaciones por lo menos 30 minutos todas las temporadas del año, tanto en invierno como en verano.

Escoger otros productos

  • Preferir la madera natural a la madera aglomerada.
  • Utilizar pinturas con bajo contenido en COV (compuestos orgánicos volátiles).
  • Preferir los productos fabricados con pegamentos que no contienen formaldehído.
  • Evitar las pinturas a base de formaldehído.

Cambiar sus hábitos


Cambiar sus hábitos y evitar comprar demasiados productos que no son necesarios y son fuentes de contaminación doméstica.

Si efectúa trabajos con formaldehído

  • Usar una máscara y guantes desechables si realiza trabajos con formaldehído.

Dar mantenimiento a su vivienda u oficina

  • Dar mantenimiento a los aparatos de combustión.
  • Verificar la instalación de tuberías.
  • Limpiar los conductos y el sistema de ventilación una vez por año.
  • Deshollinar los conductos de las chimeneas una vez por año.
  • Tapar los hoyos presentes en el mobiliario.

Controlar la tasa de humedad y la temperatura en las habitaciones

  • Controlar la tasa de humedad porque una tasa elevada facilita la liberación más rápida del formaldehído en el aire.
  • Verificar la tasa de higrometría, una humedad elevada agrava la concentración de los contaminantes. El grado de higrometría no debe sobrepasar el 45 % aproximadamente.
  • Evitar una temperatura muy elevada (19°- 20° Celsius como máximo).

No fumar


No fumar dentro de las habitaciones u oficina.

Saber más


Formaldehído: repercusiones sobre la salud

Consulta también

Publicado por Carlos-vialfa. Última actualización: 30 de octubre de 2013 a las 16:50 por Jeff.
El documento «Cómo disminuir el formaldehído en las viviendas» se encuentra disponible bajo una licencia Creative Commons. Puedes copiarlo o modificarlo libremente. No olvides citar a CCM Salud (salud.ccm.net) como tu fuente de información.