Evolución de la enfermedad de Parkinson

Agosto 2017


La enfermedad de Parkinson, también denominada mal de Parkinson, es una patología neurodegenerativa que afecta el sistema nervioso central de manera crónica y evoluciona lentamente. El resultado será una degeneración prematura, progresiva e irreversible de las neuronas de la sustancia negra. Esta enfermedad neurológica provoca trastornos esencialmente motrices.

La enfermedad de Parkinson suele aparecer entre los 45 y 70 años de edad. Es la segunda enfermedad neurodegenerativa después de la enfermedad de Alzheimer. 5 a 10 años transcurren antes de la aparición de los primeros síntomas de la enfermedad de Parkinson.

La enfermedad de Parkinson evoluciona de manera lenta e insidiosa.

La evolución de esta enfermedad depende mucho de la rapidez de la puesta en ejecución de los tratamientos médicos. Desgraciadamente continúa poco a poco agravándose.

La aparición de los primeros síntomas

La aparición de los primeros síntomas permite precisar el principio de la enfermedad y corresponde a la primera fase de la enfermedad.

El período de remisión

Una segunda fase de la enfermedad de Parkinson llamada "luna de miel" demuestra un mejoramiento bastante claro de los síntomas después del inicio del tratamiento medicamentoso mientras que las complicaciones por los medicamentos todavía no aparecen.

Las complicaciones motrices

Los medicamentos prescritos provocan complicaciones motrices específicas.

Las complicaciones generales

Las complicaciones generales aparecen poco a poco. Las caídas se repiten, el caminar se vuelve muy penoso incluso imposible, las pérdidas de equilibrio se agravan, los problemas de deglución se vuelven cada vez más molestos. Todo esto obliga poco a poco al enfermo a quedarse en su cama.

Los trastornos de la elocución y de la deglución

Los trastornos de la elocución y de la deglución se vuelven cada vez más invalidantes.

Trastornos psicológicos y psiquiátricos

Una depresión se instala poco a poco, una confusión e incluso una demencia pueden aparecer, así como trastornos de la memoria y episodios de delirio. Estos trastornos requieren la mayoría de las veces un internamiento. En formas más moderadas, aparecen trastornos de la atención y la dificultad en emprender tareas complejas.

Otras complicaciones

Aparece una necesidad urgente de orinar porque la vejiga tiende a contraerse cuando apenas está llena.

La aparición de escaras, infección pulmonar, disminución de la tensión arterial al estar de pie, así como vértigos, cefaleas y malestares también pueden manifestarse. Problemas infecciosos pueden complicar el estado del enfermo.

Una vida social y realizar actividades cotidianas se vuelven cada vez más difícil

Cuando evoluciona más la enfermedad de Parkinson, la persona afectada tiene dificultades en mover, vestirse, salir de su casa, incluso salir de su cama. En esos casos, un internamiento se vuelve indispensable.

Consulta también

Publicado por Carlos-vialfa. Última actualización: 12 de octubre de 2016 a las 13:09 por Carlos-vialfa.
El documento «Evolución de la enfermedad de Parkinson» se encuentra disponible bajo una licencia Creative Commons. Puedes copiarlo o modificarlo libremente. No olvides citar a CCM Salud (salud.ccm.net) como tu fuente de información.