Niños hiperactivos - Cuando debemos sospecharlo

Julio 2017



Definición

La hiperactividad infantil es un trastorno de la conducta de origen neurológico. Se le conoce también con el nombre de trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH). Su incidencia es de un 3% a un 5% de la población infantil.

Es más frecuente en niños que en niñas. En el futuro un 25% de los niños hiperactivos incurren en actos delictivos, abusan del alcohol, drogas ...

El principal trastorno de los niños hiperactivos es el "Déficit de atención" y no el "Exceso de actividad motora": el "Déficit de atención" habitualmente persiste y el "Exceso de actividad motora" desaparece

Síntomas

Estos niños no tienen un comportamiento extravagante extraño o inusual durante la infancia: tienen conductas conflictivas sólo por la frecuencia que la mantienen, la intensidad y la inoportunidad del momento en el que ocurren

Estos niños tienen dificultades para controlar su conducta en presencia de otros y les resulta más fácil cuando están sólos

Las 3 características más importantes que presentan todos los niños hiperactivos son:
  • las dificultades de atención.
  • la impulsividad.
  • la hiperactividad.

Déficit de atención

Lo que más caracteriza al niño hiperactivo es su falta de atención cercana a detalles: la distracción más vulnerable es a los estímulos del contexto ambiental.

En casa tienen dificultades para seguir las directrices que se le marcan, para organizarse y parece que no escuchan cuando se les habla

En el colegio cometen errores por no fijarse en los trabajos o en las diferentes actividades

Con frecuencia saltan de una tarea a otra sin terminarla, ya que evitan situaciones que implican un nivel constante de esfuerzo mental

La impulsividad

Con frecuencia actúan de forma inmediata, sin pensar en las consecuencias. Son niños inquietos, con las manos o los pies, y no pueden sentarse quietos. Estás activos en situaciones en las que es inapropiado estarlo. Hablan de forma excesiva, responden antes de que la otra persona termine, tienen dificultades para esperar su turno y frecuentemente interrumpen.

Hiperactividad

Lo más característico de estos niños es la excesiva actividad motora. Siempre están en continuo movimiento, corren, saltan por la calle, nunca quieren ir cogidos de la mano... Su excesivo movimiento no persigue ningún objetivo, carece de finalidad

¿Cómo se comportan?

  • Su comportamiento es imprevisible, inmaduro, inapropiado para su edad.
  • No son malos pero sí muy traviesos.
  • Se muestran violentos y agresivos verbal y fisicamente.
  • Con frecuencia mienten y cometen hurtos.

Dificultades en el aprendizaje

  • La mayoría de los niños hiperactivos presentan dificultades en el aprendizaje.
  • El 40 ó 50% tienen un bajo rendimiento escolar a pesar de que su coeficiente intelectual es normal.
  • Tienen dificultades perceptivas, con lo cual no diferencian bien entre letras y líneas.
  • Tienen poca capacidad para estructurar la información que recibe a través de los distintos sentidos.
  • Tiene dificultades en la adquisición y el manejo de la lectura, la escritura y el cálculo.
  • Son torpes para escribir o dibujar, tienen mala letra y cometen muchos errores de ortografía.
  • Tienen problemas con el cálculo y con operaciones básicas.
  • En lectura omiten palabras, sílabas e incluso renglones: no comprenden lo que leen, pueden identificar las letras pero no saben pronunciarlas correctamente.
  • Tienen dificultad para memorizar y para generalizar la información adquirida.

Son niños desobedientes

  • Les cuesta seguir las directrices que se le marcan en casa.
  • A menudo hacen lo contrario de lo que se dice o pide.
  • Los padres tienen especial dificultad para educarles en adquirir patrones de conducta (hábitos de higiene, cortesía...).

Cambios bruscos de humor

  • Son inestables emocionalmente y presentan cambios bruscos de humor.
  • Tienen un concepto pobre de sí mismos y no aceptan perder, por lo que no asumen sus propios fracasos.

Una patología en ocasiones sobrediagnosticada

  • Entre 1997 y 2008 se realizó un estudio realizado por la Universidad Canadiense de British Columbia utilizado una muestra de casi un millón de niños de 6 a 12 años para observar las diferencias según el mes de nacimiento.
  • Los niños nacidos en diciembre tenían un 39% más de posibilidades de ser diagnosticados con TDAH que sus compañeros de enero.
  • Un sobrediagnóstico que se tradujo en un 48% más de uso de fármacos para tratar esta hiperactividad.
  • La relación entre la época del año en la que se nace y distintas patologías de la mente (desde la esquizofrenia al autismo) ha sido ampliamente abordada por la ciencia aunque en el caso del trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) no existen evidencias claras.

Saber más

Consulta también

Publicado por DRA. MARNET. Última actualización: 26 de octubre de 2016 a las 04:53 por Carlos-vialfa.
El documento «Niños hiperactivos - Cuando debemos sospecharlo» se encuentra disponible bajo una licencia Creative Commons. Puedes copiarlo o modificarlo libremente. No olvides citar a CCM Salud (salud.ccm.net) como tu fuente de información.