Bronquiolitis - Síntomas

Agosto 2017


Definición


La bronquiolitis define una inflamación de los bronquiolos, las últimas ramificaciones de los bronquios de pequeño calibre. Si hablamos a menudo de " bronquiolitis infantil "se debe a que esta enfermedad se presenta casi exclusivamente en niños pequeños menores de 2 años. La bronquiolitis aparece principalmente durante el otoño y el invierno y es causada por un virus, la mayoría de las veces el VRS (virus respiratorio sincitial). Esta enfermedad es contagiosa y se transmite a través de las vías respiratorias o de las manos, lo que explica las epidemias en la guardería infantiles. La evolución es favorable espontáneamente en pocos días, pero algunas formas pueden requerir asistencia hospitalaria. Esta patología suele recidivar: si se repite más de tres veces ya hablamos de asma en los niños.

Síntomas


Los síntomas de la bronquiolitis son:
  • Inicialmente, una fase con obstrucción nasal y mucosidad;
  • a continuación aparece la tos ;
  • fiebre, generalmente moderada;
  • un aumento de la frecuencia respiratoria;
  • dificultad sobretodo en el momento de la espiración con problemas para expulsar el aire;
  • a veces signos de distress respiratorio con hundimiento de la piel en la base del cuello o debajo de las costillas durante la inspiración, grandes movimientos del abdomen durante la respiración o incluso las partes laterales de la nariz que se contraen y se relajan con la respiración;
  • el color azulado en ciertas áreas de la piel o la parada respiratoria son signos de gravedad.

Diagnóstico


Para diagnosticar la bronquiolitis infantil el médico ausculta los pulmones del niño. La escucha de ciertos ruidos particulares y la observación de la manera en la que el niño respira bastarán para establecer el diagnóstico. A veces se puede practicar una radiografía de tórax y se puede iniciar la búsqueda del virus que lo ha causado, pero no es de gran interés.

Tratamiento


Las medidas de soporte dependerán del estado general del niño, de su edad y de las condiciones de vida de éste. Si el bebé es muy pequeño o si se determina que su condición puede empeorar, se puede indicar una hospitalización. Si no el tratamiento se puede iniciar con el médico y continuarlo en casa. Se debe destapar la nariz con frecuencia para mejorar la capacidad respiratoria, a veces es interesante el apoyo de un fisioterapeuta para ayudar al niño a eliminar las secreciones. En el hospital puede ser necesario administrarle oxígeno y un estrecho seguimiento. Las comidas deben ser fraccionadas y el respaldo de la cama del niño debe ser ligeramente levantado con un cojín debajo del colchón.

Prevención


Para minimizar el riesgo de bronquiolitis infantil las medidas de higiene son esenciales, especialmente durante los períodos epidémicos; se deben lavar las manos y mantenerse alejado de las personas enfermas. En algunos niños en los que la bronquiolitis puede ser muy grave, se puede dar una vacuna inyectable mensual durante las temporadas de otoño e invierno: sobre todo está indicada en los bebés prematuros y en aquellos en los que existe una anomalía pulmonar.

Consulta también

Publicado por DRA. MARNET. Última actualización: 9 de junio de 2013 a las 17:56 por Jeff.
El documento «Bronquiolitis - Síntomas» se encuentra disponible bajo una licencia Creative Commons. Puedes copiarlo o modificarlo libremente. No olvides citar a CCM Salud (salud.ccm.net) como tu fuente de información.