Mejor predicción del ictus cerebral

AndreaCCM - 17 de julio de 2017 - 17:15

Mejor predicción del ictus cerebral

Investigadores españoles han encontrado un método para prever qué pacientes pueden sufrir esta dolencia.

(CCM) — Un equipo de investigadores de la UPV y del Hospital Universitario Basurto en Bilbao (País Vasco, España), han encontrado una nueva forma de predecir el riesgo de sufrir un ictus cerebral, una de las primeras causas de muerte en los países desarrollados. La predicción se lleva a cabo a partir de unos marcadores presentes en las placas celulares de las venas y arterias que pueden llegar a bloquearlas o a desprenderse formando coágulos.



El ictus o infarto cerebral se produce cuando la sangre no llega al cerebro por el taponamiento de los vasos sanguíneos. Para prevenirlos se medica a los pacientes que presentan placas en la arteria carótida —situada en el cuello y que irriga directamente al cerebro— con estatinas, un fármaco que evita su acumulación, ya que si estas placas se rompen, pueden crear coágulos que bloqueen la circulación hacia ese órgano. La decisión de operar o no para extraer esas placas se establecía hasta ahora en función de su densidad: solo si ocupaban más de un 70 % de la arteria se intervenía quirúrgicamente. El problema es que esa medición es poco fiable, ya que hay pacientes con mayor estrechez arterial que nunca llegan a tener un ictus y otros con menor que sí lo sufren.

Ahora, los investigadores del País Vasco han encontrado un método para predecir si esas placas van a romperse o no. A partir del análisis de muestras de pacientes que habían sufrido un ictus y de personas sanas descubrieron que las placas inestables son aquellas que tienden a la muerte celular, lo cual las hace más frágiles, mientras que las estables son las que tienden a la calcificación. Al mismo tiempo, encontraron una serie de marcadores que determinan si las placas son de un tipo u otro.

Este descubrimiento se revela como un primer paso para adelantarse a este tipo de accidente cerebrovascular. Pese a tratarse de una condición tradicionalmente asociada a la edad avanzada, cada vez más jóvenes y personas de mediana edad se ven afectados por esta dolencia, según el estudio sobre la Carga Global y Regional del Ictus 1990-2010, en el que se preveía que las discapacidades y las muertes prematuras causadas por un accidente cerebrovascular se duplicarán en todo el mundo para 2030.

Foto: © Triff - Shutterstock.com