Morir con dolor por falta de morfina

José_Bautista - 17 de octubre de 2017 - 18:23

Morir con dolor por falta de morfina

Han descubierto que más de 25 millones de pacientes terminales mueren cada año sin esta sustancia.

Leia em português



(CCM Salud) — Más de 25 millones de personas agonizan hasta la muerte todos los años por falta de morfina y otras sustancias capaces de aliviar el dolor, según ha revelado un estudio internacional publicado en la revista The Lancet (en inglés).

Este hallazgo, que llega tras más de tres años de investigación, mostró que más del 80 % de esas muertes tuvieron lugar en países de renta baja, donde el acceso a la morfina es más difícil debido a su elevado precio y al temor de las autoridades a que esa sustancia llegue a los hospitales y termine en manos de personas adictas a los opiáceos. La investigación fue coordinada por la economista canadiense Felicia Marie Knaul.

"Al analizar el abismo existente en el acceso a tratamientos paliativos, es posible ver el sufrimiento extremo de la cara más cruel de la pobreza y la desigualdad. Reducir esa distancia entre ricos y pobres es un imperativo sanitario, moral y ético", explicaron los autores del informe.

De los 25,5 millones de muertes con sufrimiento que tienen lugar cada año, 2,5 millones son niños. El 90 % de estas muertes infantiles se deben a causas que podrían haberse evitado, lo que evidencia la gran distancia que existe entre los distintos países en este asunto. Además de las muertes, otros 35,5 millones de personas conviven a diario con dolores crónicos y sin posibilidad de aliviar correctamente esos síntomas.

Los investigadores que llevaron a cabo este estudio piden acciones globales que garanticen rápidamente el acceso integral a servicios de salud y morfina en economías en desarrollo. Entre los países más afectados por este problema se encuentran China, que solo posee el 16 % de la morfina que necesita su población, además de India (4 %) y Nigeria (0,2 %). En otros países, como Haití, la presencia de opioides es prácticamente inexistente.

Foto: © Alexander Korzh - 123RF.com