El airbag y los peatones: Pensando en los más desprotegidos.

El airbag y los peatones: Pensando en los más desprotegidos.
Por Rubén Adrián Valenzuela, Periodista.



Ya era hora. Hasta hoy los coches ofrecían alguna protección a los conductores -alguna, porque la estructura del vehículo podía deformarse hasta casi llegar al tripulante antes de que se activara el mecanismo protector- y ninguna a los peatones o viandantes.
Los airbags frontales, laterales, de cabeza y de rodillas, han ido convirtiendo los vehículos motorizados en verdaderas cámaras de aire protector, que sin embargo ofrecían un cierto nivel de seguridad, según las circunstancias y nivel del accidente. Ahora los fabricantes se han decidido a proteger también a los peatones y a los pasajeros más vulnerables, como los niños y los ancianos.
Volvo ha estrenado en el V40 un airbag que se despliega sobre el frontal de la carrocería del coche. El dispositivo amortigua notablemente el impacto sobre el peatón, reduciendo las lesiones en caso de atropello. De paso el nuevo mecanismo reduce las posibilidades de daño en el conductor, ya que evita que el deterioro de la zona del motor llegue hasta el habitáculo donde va instalada la persona al volante.
La marca sueca es por ahora la única que ofrece esta solución. Otras como Citroên, Jaguar, Honda, Mercedes han optado por introducir capós activos, que se elevan unos centímetros al detectar el impacto, actuando como una red elástica.
Ford, por su lado, estrenará en breve unos cinturones traseros inflables en el nuevo Mondeo, que reducen la presión en el tórax ante un impacto. Hasta hoy los cinturones convencionales han sido la causa de numerosas lesiones por presión. Los nuevos artilugios sirven como escudo anti impacto y protegen de modo considerable a los más pequeños y a las personas discapacitadas o ancianas, que suelen tener el cuerpo más débil, son más lentas de reflejos y en no pocos casos presentan estructuras óseas debilitadas por la falta de calcio o la osteoporosis.
Según una investigación los accidentes fatales ocurren en gran parte por la fuerte estructura del cofre, y el borde inferior del parabrisas.
China infortunadamente ocupa el primer lugar en este tipo colisiones auto-peatón, al registrar un 25 %, Europa tiene un 14% y Estados Unidos llega al 12%.
Volvo ha querido que el desarrollo de tecnologías sobre seguridad, vayan de la mano con sus nuevos prototipos en todos los segmentos.
Cabe recordar que en 2010, la marca escandinava incorporó el sistema de detección de pasajeros con freno automático. Este mecanismo es capaz de evitar una colisión con un peatón a una velocidad de 35 km/h, si el conductor no responde a tiempo.
El nuevo Mercedes Clase S, que estará en el mercado a principios de 2013, incluirá también un sistema parecido.
(rubénadrianvalenzuela@yahoo.es)