Variar de peso rápido causa diabetes

José Bautista - 26 de julio de 2018 - 20:34
Variar de peso rápido causa diabetes
Además, han descubierto que engordar y adelgazar en poco tiempo también aumenta el riesgo de hipertensión.

Leia em português


(CCM Salud) — Muchas personas se esfuerzan por perder peso rápido, especialmente durante las fechas de verano. A pesar de los intentos, es habitual que el peso perdido después reaparezca y la persona vuelva a engordar de forma repentina, un cambio que puede ser perjudicial.

Los médicos endocrinólogos de la Universidad John Hopkins (Estados Unidos) y de otros organismos científicos han demostrado que ese "efecto rebote" del peso puede causar diabetes, hipertensión, enfermedades cardiovasculares y alteración del metabolismo.

En concreto, existen tres tipos de "efecto rebote": el clásico, el compulsivo y el de mantenimiento. El primero hace referencia a las personas que llevaron a cabo tratamientos para adelgazar y lograron perder peso rápidamente, para después recuperarlo de nuevo lentamente. El segundo se refiere a quienes hacen dietas drásticas pero no aguantan demasiado tiempo y desisten de seguir intentándolo a mitad de camino. Finalmente, el tercero engloba a las personas que pierden y ganan poco peso. Este último caso no es considerado grave por los médicos, ya que se trata de un mantenimiento de peso aceptable.

Hay varias recomendaciones para que el "efecto rebote" no se manifieste y, por tanto, no implique daños para la salud de las personas. Por ejemplo, los especialistas recomiendan que, después de perder peso, las personas establezcan un límite máximo y adecuado para saber si deben retomar la dieta en caso de sobrepasarlo.

Otra recomendación es adoptar hábitos saludables en el día a día, incluyendo la práctica de ejercicio de forma habitual y el mantenimiento de una alimentación equilibrada. Incluso después de la pérdida de peso, estos hábitos deben mantenerse para evitar que el "efecto rebote" vuelta y, junto a él, puedan aparecer enfermedades y males no deseados.

Foto: © oleg dudko - 123RF.com