Descubrimiento clave contra la paraplejía

José Bautista - 2 de noviembre de 2018 - 07:58
Descubrimiento clave contra la paraplejía
Varias personas han vuelto andar después de una serie de descargas eléctricas epidurales.

Leia em português

(CCM Salud) — Un nuevo método de estimulación eléctrica epidural puesto en marcha por científicos de Suiza ha logrado que varias personas parapléjicas lograran andar de nuevo durante cerca de una hora.

El método consiste en emplear estimulación eléctrica en la médula usando un implante sin cables. Para probar esta solución, los investigadores trabajaron con tres pacientes que sufrían de parálisis en sus dos miembros inferiores y que gracias a esta técnica lograron andar en pocos meses.

La estimulación eléctrica epidural (EES) fue administrada a tres hombres con lesión medular crónica y parálisis parcial o completa de los miembros inferiores. Las descargas se les aplicaron a través de un generador de pulsos, controlado en tiempo real mediante comunicación inalámbrica.

"El momento exacto y la localización de la estimulación eléctrica son cruciales para que el paciente produzca la locomoción específica necesaria. Además, es esa coincidencia espacio-temporal la que desencadena el crecimiento de nuevas conexiones nerviosas", aseguró Grégoire Courtine, neurocientífico del Instituto Federal Suizo de Tecnología y autor principal de este estudio.

Los resultados, publicados en la revista Nature (en inglés), prestan especial atención a la idea de que para funcionar, la estimulación debe ser precisa. Los científicos también subrayaron que el principal desafío para los pacientes fue aprender cómo coordinar la intención del cerebro con la estimulación eléctrica.

No obstante, la evolución fue rápida. En pocos días, estos pacientes lograron caminar apoyados sobre el suelo mientras recibían EES, algunos incluso durante una hora entera. "Esta técnica promueve la locomoción, preservando señales sensoriales procedentes de las piernas. Además, los pacientes no mostraron ninguna fatiga muscular en las piernas, otro punto positivo", detalló el investigador.

"Estamos construyendo una neurotecnología que será aplicada justo después de producirse la lesión, cuando el potencial de recuperación es alto y el sistema neuromuscular todavía no ha sufrido la atrofia que acompaña a la parálisis crónica", señaló.

Foto: © Minerva Studio - Shutterstock.com