Implantes en 3D para problemas de médula

José Bautista - 14 de enero de 2019 - 18:46
Implantes en 3D para problemas de médula
Estos dispositivos han logrado mejorar el crecimiento de los nervios para tratar lesiones medulares.

(CCM Salud) — Un equipo de investigadores estadounidenses ha creado implantes con impresoras 3D que permiten acelerar el desarrollo de nervios en lesiones graves de médula espinal.

El sistema consiste en crear implantes con formas similares a las de las estructuras del sistema nervioso central y que contienen células madre neuronales. Gracias a estos diseños, los especialistas han comprobado que se acelera la recuperación de las conexiones nerviosas en pacientes con lesiones graves de médula espinal.

Este nuevo uso de la tecnología de impresión 3D fue desarrollado por científicos de la Universidad de California en San Diego, Estados Unidos. Según pudieron comprobar a partir de experimentos realizados con ratones de laboratorio, este sistema acelera de forma notable las reconstrucción y reconexión de los tejidos nerviosos ligados a la médula espinal, ofreciendo mejoras notables del sistema motor en cuestión de meses.

En concreto, se trata de una técnica que regenera los axones dañados en lesiones de la médula espinal. Los axones son prolongaciones de las neuronas que se encargados de conectar las células nerviosas con otras células para transmitir impulsos.

"El andamiaje proporciona una estructura física estable que apoya el injerto y la supervivencia constantes de las células madre neurales", señaló Kobi Koffler, coautor de la investigación (en inglés). Esto se debería a que el implante protege las células madre injertadas y facilita la labor de los axones.

Este desarrollo aún no ha sido testado en seres humanos. No obstante, la tecnología 3D empleada por este equipo científico permite imprimir implantes de cuatro centímetros en apenas 10 minutos. Wei Zhu, uno de los integrantes de este grupo, aseguró que es posible "imprimir rápidamente un implante para que coincida con el área lesionada de la médula espinal del huésped, independientemente del tamaño y la forma".

Uno de los próximos hitos que persiguen estos especialistas consiste en incluir proteínas dentro de estos implantes para mejorar la resistencia de las células madre injertadas. Antes de realizar pruebas en seres humanos, está previsto hacer pruebas en animales de mayor tamaño que los ratones de laboratorio.

Foto: © Universidad de California en San Diego.