Mayor riesgo de ELA en los jugadores de fútbol

José Bautista - 1 de marzo de 2019 - 09:44
Mayor riesgo de ELA en los jugadores de fútbol
Los futbolistas tienen dos veces más probabilidades de desarrollar esclerosis lateral amiotrófica, según un estudio.

(CCM Salud) — Un informe preliminar del Instituto Mario Negri para la Investigación Farmacológica de Milán (Italia), basado en el estudio de 25.000 futbolistas profesionales, ha descubierto que los jugadores de fútbol de alto nivel tienen un mayor riesgo de desarrollar esclerosis lateral amiotrófica (ELA). Es una enfermedad rara del sistema neurológico que afecta a los movimientos musculares voluntarios, como el habla o incluso caminar. No tiene cura en este momento y empeora con el paso del tiempo hasta llegar a la muerte, principalmente por insuficiencia respiratoria.

El estudio, presentado esta semana durante la Reunión Anual de la Academia de Neurología en Filadelfia (Estados Unidos), señala que los profesionales del fútbol pueden verse afectados por ELA hasta 21 años antes que quienes no viven de este deporte. Los investigadores señalan que las "repetidas lesiones en la cabeza pueden ser un factor de riesgo para esta enfermedad", explicó Ettore Beghi, autor principal del informe. Otros factores son el ejercicio físico intenso, el uso de sustancias para aumentar el rendimiento corporal y los golpes repetidos.

Para analizar el historial clínico de 25.000 jugadores de la liga italiana, los científicos tomaron como punto de partida una colección de cromos y noticias de hemeroteca. Entre los perfiles analizados, los científicos encontraron a 33 jugadores que desarrollaron ELA, es decir, una media de 3,2 casos por cada 100.000 personas al año, por encima de la tasa media de la población general (1,7 casos al año por cada 100.000 habitantes).

En general, los jugadores de fútbol profesional tienen el doble de posibilidades de desarrollar ELA, en comparación con el resto de la ciudadanía. Esta proporción aumenta a 4,7 en el caso de jugadores con menos de 45 años. De media, los futbolistas que desarrollan ELA tienen 43 años, mientras que esa media es de 63 años en el conjunto de la población. No obstante, los investigadores no recomiendan dejar de practicar este deporte y señalan que todavía es necesario realizar estudios complementarios para obtener un resultado más preciso.

Foto: © In Green - Shutterstock.com