Sarcoidosis: causas, síntomas y tratamiento

Julio 2017

La tasa de sarcoidosis se estima en alrededor de 3 a 50 casos por cada 100,000 habitantes y varía según el sexo, el país y la etnia. La sarcoidosis es una enfermedad inflamatoria relativamente rara que afecta a diferentes órganos, pero particularmente a los pulmones. Por lo general, evoluciona espontáneamente hasta la curación, pero con cierto riesgo de complicaciones.


¿La sarcoidosis es una enfermedad autoinmune?

La sarcoidosis (también llamada enfermedad de Besnier-Boeck-Schaumann) es una patología inflamatoria autoinmune, principalmente diagnosticada en adultos (entre 25 y 45 años de edad). Se caracteriza por la formación de granulomas (grupos de células inflamatorias) en varios órganos, generalmente son de 2 a 4 órganos afectados. Los pulmones son los afectados en el 90 % de los casos (sarcoidosis pulmonar), seguidos por los ganglios linfáticos (1 de cada 3 pacientes), así como las articulaciones, la piel (sarcoidosis cutánea), ojos (sarcoidosis ocular), el corazón, el sistema nervioso y los riñones.

Cuáles son las causas de la sarcoidosis

Las causas de esta enfermedad son aún desconocidas. Se sospecha de una hiperactividad del sistema inmunológico o varias sustancias, sin que se determina el origen. Esta suposición se basa en el origen de la formación de granulomas y nódulos visibles en la radiografía.

Síntomas y signos de la sarcoidosis

La presencia de granulomas suele ser asintomática y la detección de la enfermedad a menudo se produce por accidente. La sarcoidosis puede manifiestarse mediante tos seca persistente (más de 15 días); problemas de visión y enrojecimiento de los ojos; lesiones en la piel (eritema nudoso, placas en relieve); fatiga y la sensación de abatimiento; dolor muscular y articular; pérdida de peso; manifestaciones cardíacas (problemas del ritmo) como palpitaciones; disnea y aumento del volumen del hígado o del bazo.

Cómo saber si tengo sarcoidosis

La enfermedad desaparece espontáneamente en el 50 % de los casos en niños menores de 3 años (e incluso entre 5 y 15 años de edad). Es persistente en, aproximadamente, el 15 % de los casos y puede haber recaídas, a veces con complicaciones graves.

Complicaciones de la sarcoidosis

Entre las complicaciones que pueden surgir en caso de sarcoidosis se encuentran la fibrosis pulmonar (del 5 al 10 % de los casos), la hipertensión pulmonar (de manera excepcional), enfermedades del corazón, muerte súbita y problemas neurológicos (muy raros, por ejemplo, los trastornos cognitivos).

Diagnóstico de la sarcoidosis

En el caso de la sarcoidosis, el diagnóstico se realiza mediante radiografía del tórax (adaptado a la identificación de la presencia de granulomas) y después es confirmado por una biopsia (extracción de una muestra del tejido afectado). En caso de un diagnóstico positivo de la enfermedad, para localizar los órganos afectados o controlar su función propia, pueden llevarse a cabo pruebas adicionales como escáner, pruebas funcionales respiratorias, broncoscopia, análisis de sangre y orina, examen oftalmológico o electrocardiograma.

¿Existe cura para la sarcoidosis?

El tratamiento para curar la sarcoidosis es sintomático y se basa en el uso de corticosteroides, que se utiliza en caso de afección de los pulmones, problemas cardiacos, renales, oculares o neurológicos graves. Los inmunosupresores pueden prescribirse para aliviar la inflamación en progreso y en el caso de que el paciente no reaccione a la corticoides.

Foto: © joshya – Shutterstock.com

Consulta también

Artículo original escrito por . Traducido por Carlos-vialfa. Última actualización: 12 de enero de 2017 a las 21:25 por gslaura.
El documento «Sarcoidosis: causas, síntomas y tratamiento » se encuentra disponible bajo una licencia Creative Commons. Puedes copiarlo o modificarlo libremente. No olvides citar a CCM Salud (salud.ccm.net) como tu fuente de información.