Las mascotas y los niños

Julio 2017


Tener animales de compañía favorece el desarrollo de los niños


  • La convivencia de los niños con mascotas favorece su desarrollo y su sistema inmunológico: estos resultados apoyan la llamada "hipótesis de la suciedad" la cual dice que demasiada higiene a edades tempranas debilitaría el sistema inmunológico en el futuro.
  • Una buena convivencia entre las mascotas y los niños aporta muchos beneficios al desarrollo de los más pequeños.
  • Los niños suelen preferir los perros y los gatos aunque también suelen gustarles los conejos domésticos, los canarios y los peces de colores.
  • La compañía de los animales hace que los niños crezcan más tranquilos y seguros de sí mismos.
  • Para lograr una buena convivencia es imprescindible escoger bien el tipo de mascota que vamos a tener.
  • Los niños que poseen mascota sufren menos estrés, realizan más actividad física y se sienten más felices.

¿Cuál es el momento más adecuado para introducir en casa un animal doméstico?

  • Antes de los 3 años los niños no son capaces de entender la diferencia entre el cachorro de casa y sus peluches.
  • Aproximadamente hacia los cuatro años se puede empezar a establecer una verdadera relación: el cachorro se puede convertir entonces en un compañero de juegos.
  • En ese momento puede nacer la auténtica relación entre los dos: el animal se convierte en su amigo del alma y en su confidente.

Las ventajas de la amistad entre un niño con su animal

  • Favorece el desarrollo cognitivo, socioemocional y físico de los niños.
  • La convivencia desde pequeños con mascotas hace que su sistema inmunológico sea más fuerte.
  • Satisfacen el deseo de independencia de los niños: aprenden a ofrecer ayuda y protección a su animal.
  • Aprenden a convivir con él: deben aprender a no molestarlo mientras come o duerme, a limpiar la caja o el plato de la comida, a tratarlo con delicadeza, etc.
  • Les ayuda a desarrollar el sentido de la responsabilidad.
  • Les permite desarrollar la experiencia táctil: su contacto físico, las caricias, los mimos y el rascar al animal les puede aportar seguridad en sí mismos y en las relaciones con los demás.
  • Les puede aportar estabilidad emocional: puede ayudarles a superar momentos problemáticos en los que los celos pueden aparecer, como es el nacimiento de un hermanito, por ejemplo.
  • Les ayuda a aprender las reglas de la comunicación no verbal ya que con los animales no pueden hablar.
  • Les desarrolla la capacidad de intuición.
  • Los animales de compañía ejercen como un estímulo a la hora de salir a pasear (en caso de que sea un perro, por ejemplo) y un motivo de distracción y juego.
  • Los niños criados con mascotas desarrollan más fácilmente las relaciones sociales.

Un 50% menos de probabilidades de desarrollar alergias

  • Según los resultados de una investigación del Journal of the American Medical Association, presentados en el 2002, los niños que conviven desde pequeños con perros o gatos presentan un 50% menos de probabilidades de desarrollar alergias que aquellos que no tienen ninguna mascota en su casa.
  • Este hecho se debe a que los niños que tienen animales domésticos como perros y gatos desarrollan un sistema inmunológico más fuerte.

Los beneficios en función de la edad del niño

  • En bebés y niños que empiezan a caminar les ayuda en su desarrollo cognitivo ya que disfrutan de los aspectos sensoriales de los animales y aprenden sobre ellos.
  • En los niños en edad preescolar es su desarrollo socioemocional el que se ve altamente potenciado, ya que hay una mayor intensidad en la relación entre ambos que conduce al desarrollo de la empatía.
  • En los niños más mayores el desarrollo socioemocional es destacable en tanto que el ayudar con los cuidados de la mascota contribuye favorablemente al sentimiento de responsabilidad.
  • La compañía de una mascota puede favorecer el desarrollo físico del niño dependiendo del animal del que se trate.

¿Y qué pensar de las enfermedades que transmiten los animales?

  • Las más comunes en animales de compañía son las infestaciones por parásitos y las enfermedades de la piel causadas por hongos.
  • Si se siguen correctamente los calendarios de vacunación y los programas de desparasitación interna y externa de los animales recomendados por el veterinario se reduce enormemente el riesgo de transmisión de enfermedades.
  • Es importante transmitirle al niño unos hábitos de higiene y éste debe adquirirlos para minimizar estos riesgos (lavarse las manos después de jugar con el perro, no dejar que el perro se suba encima de la cabecera de la cama, etc.).

Para establecer al inicio de la relación entre el niño y el animal de compañía

  • Cuando la llegada del bebé es posterior a la de la mascota es importante tener en cuenta que el animal puede desarrollar celos.
  • En este caso se deben cambiar sus hábitos antes de la llegada del bebé o niño, para que el animal no relacione al pequeño con la perdida de privilegios.
  • Si primero llega el niño antes que la mascota hay que explicarle de forma que lo entienda que una mascota no es un juguete y que tiene sus necesidades como ser vivo, necesita descansar y tener su propio espacio.

Elegir bien una mascota

  • Se debe evitar actuar por impulso, es mejor pensar y meditar sobre el paso que vamos a dar antes de realizarlo.
  • Tener en cuenta aspectos como el espacio y el tiempo disponible para la mascota.
  • La presencia de personas mayores.
  • Los recursos económicos de que disponemos.
  • En función de estos factores escogeremos primero el tamaño de la mascota, después el temperamento y finalmente, el animal y la raza que reúna las características deseadas.

Saber más


Puede ser alérgico a su gato
Convivencia de niños y mascotas
Las mascotas favorecen el desarrollo del niño
Las mascotas y los niños

Consulta también

Publicado por DRA. MARNET. Última actualización: 14 de abril de 2011 a las 17:38 por DRA. MARNET.
El documento «Las mascotas y los niños» se encuentra disponible bajo una licencia Creative Commons. Puedes copiarlo o modificarlo libremente. No olvides citar a CCM Salud (salud.ccm.net) como tu fuente de información.