Qué es Candida albicans

Julio 2017

Candida albicans es un hongo microscópico, normalmente inofensivo, que se encuentra en nuestro organismo sin efectos patológicos, al nivel de los genitales, tracto digestivo, boca y piel. En algunos casos, puede llegar a ser patógena y causar candidiasis, una infección micótica causada por el mismo microorganismo, que ataca principalmente a los organismos frágiles con las defensas inmunitarias bajas. Por ejemplo, las personas VIH positivo o pacientes bajo tratamientos inmunosupresores (en un contexto de enfermedades autoinmunes), tratamiento de tumores o después de un trasplante. Por lo general, las lesiones causadas por Candida albicans en la membrana mucosa o la piel no tienen ningún daño, pero pueden ser más graves y, por lo tanto, perjudiciales para la salud cuando atacan el intestino digestivo o los pulmones. La septicemia de la Candida albicans puede causar un pronóstico grave.


Qué enfermedades son causadas por Candida albicans

La Candida albicans se manifiesta de diferentes maneras dependiendo de su ubicación. En pacientes inmunocompetentes (cuyo sistema de defensa funciona correctamente, contrario a los pacientes inmunocomprometidos) aparece como llagas al nivel de la boca, enrojecimiento y picor en la piel, especialmente en las zonas de los pliegues. Mientras que las áreas cálidas y húmedas promueven el desarrollo de la levadura, como es el caso de infecciones localizadas en los genitales, por ejemplo, la uretritis en los hombres o vaginitis (con flujo blanco y picazón) en las mujeres. En pacientes inmunocomprometidos, sin embargo, el hongo crece principalmente en la boca y esófago, causando problemas para tragar y dolor en el esófago.

Cómo detectar una infección por Candida albicans

El diagnóstico de la presencia de Candida albicans es, sobre todo, clínico. Cuando se detecta una llaga en la boca, son visibles los depósitos blanquecinos en la lengua y las membranas mucosas. Los exámenes adicionales son útiles, en caso de septicemia, acompañado de cultivos de sangre que permiten identificar el germen en cuestión.

Cómo tratar una infección por Candida albicans

Una infección cutánea o mucosa causada por Candida albicans requiere la aplicación local de antifúngicos en forma de polvo o ungüento, con el fin de contener la proliferación de esta levadura. Generalmente, este tratamiento es eficaz, pero no excluye las recaídas. A menudo, un medicamento antifúngico se administra por vía oral.

Cómo prevenir la Candida albicans

Una dieta saludable puede reducir la proliferación de Candida albicans en el cuerpo. La prevención, sin embargo, también pasa por una higiene adecuada del cuerpo. Su patogénesis es difícil de anticipar en pacientes inmunocomprometidos, como los pacientes con VIH avanzado.

Foto: © sruilk – Shutterstock.com

Consulta también

Artículo original escrito por . Traducido por DRA. MARNET. Última actualización: 25 de enero de 2017 a las 20:56 por gslaura.
El documento «Qué es Candida albicans» se encuentra disponible bajo una licencia Creative Commons. Puedes copiarlo o modificarlo libremente. No olvides citar a CCM Salud (salud.ccm.net) como tu fuente de información.