Pubertad: los diferentes tipos de acné

Septiembre 2017


El acné es una dermatosis típica de la pubertad. Afecta al 90 % de los adolescentes, sus manifestaciones difieren considerablemente de una persona a la otra. A continuación explicaremos los diferentes tipos de acné, tratamiento disponibles, y medidas para favorecer su curación.

El acné y la pubertad


El acné es una enfermedad de la piel inflamatoria que se manifiesta por la aparición de barros (pápulas o microquistes y espinillas) y granos inflamados (pústulas), generalmente entre los 13 y 17 años en los chicos, y entre los 13 y 15 años en las chicas. Los hombres padecen más frecuentemente que las mujeres, y la zona más afectada del cuerpo es el rostro.

Las causas del acné


El acné es debido directamente al aumento del nivel de andrógeno en ambos sexos en la pubertad. La producción de esta hormona varonil estimula la actividad de las glándulas sebáceas situadas en la epidermis. Estas últimas secretan sebo (capa lipídica que protege la piel) en exceso, cerrando los poros de la piel. De allí la formación de comedones (acumulación de sebo).

Diferentes tipos de acné y de tratamientos


Según los tipos de acné (retencional o inflamatorias), las lesiones cutáneas difieren en aspecto y en severidad.

Los Tratamientos del acné son también adaptados a cada tipo y los medicamentos sólo son vendidos con prescripción de su dermatólogo o médico de cabecera, para una duración de 3 meses como mínimo.

Acné retencional

  • Las manifestaciones típicas del acné retencional, son la presencia de espinillas y de microquistes (botones blancos o "pápulas").
  • Los tratamientos posibles, administrados por vía local, son:
  • Peróxido de benzoilo, para prevenir su aparición.
  • Retinóides tópicos (derivados de la vitamina A), que favorecen la eliminación de los barros y espinillas y tienen una acción antiinflamatoria.

Acné inflamatoria


Se manifiesta por la presencia de granos rojos inflamados, principalmente en la cara. Según la severidad de este tipo de acné, varios tipos de combinaciones de tratamientos (orales y locales) son contemplados, especialmente:
  • Peróxido de benzoilo y retinóides.
  • Antibióticos locales y retinóides.
  • Antibióticos y peróxido de benzoílo.
  • Cinc (reduce la secreción de sebo) y peróxido de benzoílo.

Acné retencional e inflamatoria


Este tipo de acné resistente (ninguna mejora luego de tres meses de tratamiento) asocia granos rojos, granos blancos y espinillas.

En este caso, la isotretinoína, otro derivado de la vitamina A (familia de los retinóides) es indicado. Esta sustancia medicamentosa es también prescrita en los casos de acné severo o "nodular", marcada por granos muy inflamados que contienen pus, y por quistes (cara y otras partes del cuerpo).

Consejos prácticos para limitar el acné

  • Lavarse la cara con un jabón suave y agua tibia.
  • Preferir el uso de productos cosméticos sin grasa.
  • Evitar rascarse o reventar los barros y granos, lo que puede mantener la inflamación y retrasar la cicatrización.
  • Protegerse del sol, ciertos medicamentos vuelven la piel más sensible a los rayos UVA y UVB. Además, aunque sequen la piel al principio, favorecen nuevamente la aparición del acné a mediano plazo.

Saber más

Consulta también

Publicado por Carlos-vialfa. Última actualización: 20 de diciembre de 2013 a las 11:34 por noctambule28.
El documento «Pubertad: los diferentes tipos de acné» se encuentra disponible bajo una licencia Creative Commons. Puedes copiarlo o modificarlo libremente. No olvides citar a CCM Salud (salud.ccm.net) como tu fuente de información.