Efectos y beneficios de las actividades físicas y deportivas

Agosto 2017

En octubre de 2012, La Academia Nacional de Medicina de Francia (ANM) publicó un informe sobre los efectos y beneficios de las actividades físicas y deportivas sobre la salud. En este documento, la ANM recomienda la prescripción de actividades físicas y deportivas en el tratamiento de diferentes patologías o situaciones de discapacidad y también como prevención.

Este informe precisa las modalidades de ejecución de programas de actividades físicas de nivel 3 que designan las actividades "regulares, razonadas y razonables" y los efectos benéficos reconocidos sobre la salud.


Efectos y beneficios de las actividades físicas y deportivas sobre la salud

La posición expresada por la ANM en este informe se basa en una bibliografía de una treintena de referencias, incluyendo el reciente informe "Actividad física, contextos y efectos sobre la salud", publicado por el Instituto Nacional de la Salud y de la Investigación Médica (INSERM) en Francia .

Mayor esperanza de vida, buena salud y retraso de la dependencia

Según la ANM, la relación entre la esperanza de vida es indiscutible, y contribuye particularmente reduciendo el riesgo de mortalidad prematura.
  • La mejora de la esperanza de vida se expresa en cada etapa de la vida, en particular entre los adultos mayores de 70 años de edad y más.
  • Un gasto energético suplementario de 1 000 a 1 700 Kcal a la semana es asociado con una reducción significativa de la mortalidad.
  • La velocidad es un buen indicador de la esperanza de vida de una persona de edad.

Efectos precoces y a corto plazo de las actividades físicas y deportivas sobre la salud

Según el informe de la ANM, la práctica regular de las actividades físicas y deportivas tiene efectos positivos sobre:

Efectos benéficos de las actividades físicas y deportivas

La ANM destaca el hecho de que:
  • Las actividades aeróbicas son acompañadas por modificaciones fisiológicas que implican el sistema cardiovascular, que permiten mejorar la capacidad y la eficacia de la aportación de oxígeno y de los substratos a los tejidos.
  • Las relaciones entre el ejercicio físico y la expresión génica están establecidos.

Efectos de las actividades físicas y deportivas sobre ciertos metabolismos y sobre el funcionamiento de los diferentes aparatos

La ANM subraya en su informe:

La influencia de las actividades físicas y deportivas según los períodos y circunstancias de la vida

La ANM indica que la práctica de actividades físicas benefician a los niños y adolescentes, en quienes desempeña un papel esencial para su desarrollo, en los adultos (hombres y mujeres) y en las personas de edad, retrasando la dependencia y permitiendo prolongar la vida gozando de una buena salud.

En las personas con discapacidad o en los pacientes portadores de afecciones crónicas, los beneficios del ejercicio físico sobre su calidad de vida están demostrados.

Sobre este último punto, la ANM recuerda que las condiciones fisiológicas del ejercicio físico deben tener en cuenta la naturaleza de cada discapacidad (por ejemplo: riesgos de tomar medicamentos durante un esfuerzo físico).

Insuficiencia o ausencia de seguimiento de actividades físicas y deportivas

EL ANM recuerda que:
  • La inactividad física es responsable de una defunción de cada diez en el mundo es decir 3 millones de personas según la OMS.
  • Los incidentes de la salud pueden aparecer excepcionalmente en la práctica de actividades físicas y excepcionalmente en el marco de una práctica "regular, razonada y razonable"). Mayormente por un estado sedentario.

Organizar la práctica de actividades físicas y deportivas para la salud

La ANM indica cinco niveles que reflejan los diferentes comportamientos y los beneficios debido a la práctica de actividades físicas y deportivas.
  • Nivel 1: actividades físicas inexistentes o demasiado limitadas: beneficios nulos y riesgos de sedentarismo.
  • Nivel 2: actividades físicas limitadas (vida cotidiana activa), suficientes para proteger al individuo del sedentarismo.
  • Nivel 3: actividades físicas y deportivas asociadas a una "buena higiene de vida", adaptadas a las recomendaciones para asegurar un cierto beneficio para la salud.
  • Nivel 4: Actividades físicas y deportivas regulares de tipo aficionado, ciertos beneficios, pero requieren un control regular de la salud.
  • Nivel 5: deportista de alto nivel, incluso profesional (vigilancia rigurosa).

Actividades físicas y deportivas: el nivel 3 y la práctica "regular, razonada y razonable"

Según la ANM, el nivel 3 debería concernir al conjunto de la población para los efectos positivos esperados sobre la salud.

Responde al concepto retenido de "actividades físicas y deportivas básicas" que corresponde a la descripción siguiente:
  • 5 medias horas a la semana de práctica.
  • La energía consumida en kilocalorías (Kcal) debe ser de 1 000 a 1 700 kcal a la semana.
  • El volumen de actividad necesaria determinado puede ser definido por las " 3 R " remitiéndose a una actividad: "regular, razonada y razonable".

Organizar un programa individual de actividades físicas y deportivas según el concepto "beneficio para la salud"

La ANM recomienda:
  • Determinar para cada individuo el nivel máximo de actividad bajo el cual es seguro "trabajar" ejercicios aeróbicos, sin riesgo de incidentes mayores. El nivel máximo es determinado por dos maneras:
    • Midiendo la frecuencia cardíaca máxima durante la prueba de esfuerzo.
    • Midiendo el consumo máximo de oxígeno (VO2 máx) durante un esfuerzo.

.
  • Adaptar el volumen de actividades físicas y deportivas que permite alcanzar el objetivo fijado (nivel 3). La correspondencia entre volumen de actividad, tipo de actividad, duración de las actividades en minutos y Kcal (kilocalorías) será fijada a partir de escalas establecidas y permitirá preparar un protocolo adaptado a cada sujeto.

El seguimiento de las actividades físicas y deportivas: sujeto sano y situación patológica

En ambas situaciones, la indicación de las actividades físicas y deportivas se concibe "sólo en sujetos que respetan una higiene de vida", precisa la ANM.
  • En el sujeto sano: el gesto médico puede limitarse a la prescripción de medidas de prevención primaria (actividades físicas y deportivas de nivel 3).
  • En caso de patologías y en situación de discapacidad: las actividades físicas y deportivas pueden ser prescrito en complemento de un tratamiento o como único tratamiento ("el deporte como prescripción médica").

Los principios del tratamiento y los medios

Ciertas medidas de acompañamiento deben ser realizadas antes y luego asociadas con la prescripción de las actividades físicas y deportivas:
  • Examen médico.
  • Consulta especializada de ser necesaria.
  • Examen meticuloso de las medidas médicas asociadas (tratamiento en particular) y seguimiento del paciente.

En el marco de la prevención primaria, el comportamiento diario debe asociar:
  • Una higiene de vida que favorece la movilidad y evita el tabaquismo, el consumo excesivo de bebidas alcohólicas, bebidas demasiado azucaradas, consumo de drogas, etc.
  • El establecimiento de un programa personal (respetuoso del estado del paciente, de sus deseos y sus capacidades), asegurándose un gasto energético suficiente.


La ANM indica que la elección de las actividades físicas y deportivas deberá ser el objeto de una concertación entre el médico referente, el médico del deporte y el especialista de la disciplina en caso de tratamiento de finalidad médica.

Las indicaciones: el modo de vida debe ser adaptado a la edad

  • Primera infancia: incitar al infante a caminar, luego integrar movimientos más complejos en función del desarrollo neuromuscular.
  • Segunda infancia: alentar la participación en los juegos en patios de recreo.
  • Niñez: además de la participación en juegos más elaborados, asociar progresivamente actividades físicas y deportivas en actividad aeróbicas.
  • Entre los 10 y 14 años: actividades de grupo y deportes organizados permiten y acompañan el desarrollo cerebral y corporal, mejoran la resistencia, el sistema cardiovascular y la fuerza muscular.
  • Adolescencia y edad adulta: preferir caminar, trotar o utilizar una bicicleta, asociar un deporte colectivo, un deporte dual y un deporte individual adaptado.
  • Persona de edad: realización de actividades físicas y deportivas lo más regularmente posible, en un modo retenido, encuadrado por una cultura física adaptada.

La ANM precisa que para todos estos públicos, es imperativo obligarse a no sobrepasar 2 horas al día de actividades sedentarias.

Los programas de actividades físicas y deportivas

A la espera de consenso sobre el sitio de las actividades físicas y deportivas en prevención o en el marco de un tratamiento médico, la ANM formula las recomendaciones siguientes:
  • La prescripción deberá figurar en la receta redactada según las reglas de toda prescripción medicamentosa y serle explicada al paciente con el mismo rigor.
  • En la receta deberán figurar, el detalle de las actividades físicas que hay que seguir (naturaleza y contexto de la práctica, la intensidad, la duración y frecuencias de las sesiones, las medidas asociadas, los controles médicos que hay que realizar).
  • La vigilancia del tratamiento y de sus resultados merecerá la misma atención.

Consulta también

Artículo original escrito por . Traducido por Carlos-vialfa. Última actualización: 20 de octubre de 2016 a las 13:23 por Carlos-vialfa.
El documento «Efectos y beneficios de las actividades físicas y deportivas» se encuentra disponible bajo una licencia Creative Commons. Puedes copiarlo o modificarlo libremente. No olvides citar a CCM Salud (salud.ccm.net) como tu fuente de información.