Dejar de succionar el pulgar y el chupete antes de los 3 años

Haz una pregunta



Succionar el pulgar o darle el chupete puede presentar deformaciones dentarias en los niños después de los 3 años de edad.


Ciertos ortodontistas afirman que succionar el chupete puede ser más dañino que succionar el pulgar.

Riesgos provocados por la succión del chupete o del pulgar

  • Succionar el pulgar o el chupete más allá de los 2 años de edad puede provocar un automatismo de succión y de respiración bucal, que son factores de deformación del paladar. Éste se vuelve más estrecho y hueco, provocando una mala posición de los dientes y provocando que los incisivos delanteros tengan la apariencia de "dientes de conejo".
  • Estas deformaciones también pueden observarse con la succión del biberón o del pecho materno.

Necesidad de tratamientos de ortodoncia


Cuando la deformación es provocada por una succión demasiado prolongada, es posible recurrir a los tratamientos de ortodoncia que pueden permitir restablecer una alineación de los dientes así como una oclusión entre el arco dentario superior y el arco dentario inferior.

Dejar de succionar su pulgar o su chupete antes de los 3 años de edad

  • Todos los expertos afirman que el niño debe dejar obligatoriamente de succionar su pulgar o su chupete antes de los 3 años de edad.
  • Antes de los 3 años de edad, las deformaciones bucales todavía pueden retroceder espontáneamente.

Síntomas del síndrome del bebé sacudido
Muguet bucal: causas y tratamiento