Cómo identificar el cáncer de testículo

FR US ES
Haz una pregunta
El cáncer de testículo afecta sobre todo a los hombres que tuvieron un testículo que no descendió o un desarrollo anormal de los testículos. Este tipo de cáncer se puede curar si se detecta a tiempo.


Qué es un seminoma testicular

Existen dos tipos principales de cáncer testicular: los seminomas y los no seminomas. El seminoma testicular es una forma de cáncer de testículo que tiene un crecimiento lento y suele afectar a hombres entre 30 y 40 años de edad. El cáncer suele afectar solo a los testículos, aunque también se puede propagar a los ganglios linfáticos. Este tipo de tumor responde muy bien a la radioterapia.

Qué pasa si un testículo es más grande que el otro

El tamaño de los testículos va de 4 cm a 8 cm de largo (con una media de 6 cm) y de 2 cm a 4 cm de ancho (con una media de 3 cm).


Cuando un testículo es mucho más grande que el otro suele deberse a la acumulación de líquido. A este fenómeno lo conocemos con el nombre de hidrocele. En la gran mayoría de los casos su origen es benigno y se debe a la acumulación de sustancia alrededor del cordón espermático. No suele dar otros síntomas además de la hinchazón. El tratamiento es quirúrgico y tiene el objetivo de drenar el líquido.

Otra de las causas que pueden provocar el aumento de tamaño de un testículo es el varicocele, la epididimitis u orquitis, una torsión testicular y el cáncer testicular.

Qué es el carcinoma embrionario

Los tumores testiculares no seminomas están formados habitualmente por más de un tipo de célula. Estos tumores se identifican según los diferentes tipos de células en coriocarcinomas (poco frecuentes), el carcinoma embrionario, el teratoma y los tumores de saco vitelino. El carcinoma embrionario testicular tiende a crecer de forma rápida y a propagarse fuera del testículo. Este tumor puede aumentar los niveles de la alfa fetoproteína (AFP) y la gonadotropina coriónica humana (hCG) en la sangre.

Cáncer testicular: síntomas iniciales

Uno de los primeros signos del cáncer testicular suele ser un bulto o hinchazón en los testículos que puede provocar dolor o no.

Cáncer testicular avanzado

En fases más avanzadas del cáncer testicular, pueden aparecer ganglios linfáticos más grandes en el abdomen o el cuello. No es frecuente que el cáncer testicular se extienda a otros órganos, pero la excepción son los pulmones.

Cuando aparecen estos síntomas es posible que el tumor ya haya provocado metástasis: dolor localizado en la espalda baja cuando el cáncer se ha extendido a los ganglios linfáticos retroperitoneales y ascitis o acumulación de líquido en el abdomen. También tos seca o expectoración con sangre (hemoptisis) cuando el cáncer ha provocado metástasis en los pulmones, dificultad para respirar en caso de que haya provocado un derrame en la pleura o la aparición de un bulto en el cuello cuando haya metástasis en los ganglios linfáticos.

Tumor testicular benigno

Los tumores que se originan dentro del testículo casi siempre son malignos. Sin embargo, los tumores que se desarrollan en el epidídimo (ubicado en la parte posterior del testículo) y en el cordón espermático son generalmente benignos, como quistes o fibromas.

A los quistes del epidídimo se les llama espermatocele. Consisten en un saco lleno de líquido parecido al hidrocele, pero en este caso el líquido contiene células espermáticas. Por lo general, suele tratarse de una masa pequeña que no provoca dolor. Se localiza en el escroto y no está conectado al testículo.

¿Se cura el cancer de testículo?

El cáncer de testículo representa cerca del tercio del total de cáncer entre los hombres jóvenes. El cáncer se diagnostica tras descubrir una masa en el escroto. Hoy en día el tratamiento permite una curación del 95 % de los casos. El cáncer de testículo es bilateral solo en el 1 % al 2 % de los casos. Después de la curación, el riesgo de padecer cáncer en el otro testículo es de 2 % a 5 % en los 25 años siguientes.

Causas del cáncer de testículo

El testículo ectópico o criptorquidia se refiere a la colocación anormal del testículo que no descendió durante la infancia y esto es un factor de riesgo. En el 6 % de los casos de cáncer de testículo encontramos un antecedente de criptorquidia. Otro factor de riesgo es la atrofia testicular y la disminución del volumen testicular, que ocurre después de las paperas.

El chequeo del cáncer de testículos

La palpación de una masa dura e irregular en uno de los testículos suele ser la primera detección. La ecografía confirmaría el tumor. A veces el estudio se completa con una resonancia magnética nuclear (RMN). Antes de la intervención quirúrgica se miden los niveles de los marcadores tumorales en la sangre.

Cómo se manifiesta el cáncer de testículo

Muchas veces es el mismo paciente quien descubre el cáncer de testículo, bajo la forma de una masa indolora y dura que aumenta el tamaño de la bolsa escrotal, lo que produce alguna molestia. El cáncer también puede detectarse fortuitamente en cualquier examen médico o en las pruebas de fertilidad, ya que el tumor puede ser una de las causas. A veces también puede aparecer dolor en la parte baja del abdomen o en la espalda, aumento en el volumen del testículo, ginecomastia (aumento del volumen de las mamas), dolor en la zona testicular o sensación de pesadez en el escroto.

Tratamiento para cáncer de testículo

En la intervención quirúrgica se extirpa el testículo afectado.Tras el examen microscópico del tumor, se determina la clase de tumor y el tipo de tratamiento complementario que se necesita aplicar después de la intervención quirúrgica. La cirugía es suficiente siempre y cuando el cáncer se encuentre aislado, circunscrito en el testículo, con una envoltura intacta y tras un diagnóstico precoz. A veces es necesario recurrir a la quimioterapia o la radioterapia tras la cirugía.

Foto: © O2creationz – Shutterstock.com
Dra. Marta Marnet

CCM Salud es una publicación informativa realizada por un equipo de especialistas de la salud y redactores supervisados por la Dra. Marta Marnet (número de registro 19741 en el Colegio de Médicos de Barcelona, España).

Más información sobre el equipo de CCM Salud

Consulta también