Cómo prepararse para el nacimiento de un bebé

Haz una pregunta
La preparación para el nacimiento del bebé, así como para la maternidad y la paternidad, concierne a todas las parejas, tanto mujeres como hombres.


Técnicas de afrontamiento para el parto

Las técnicas para prepararse para el parto son beneficiosas para la mujer embarazada. El embarazo es una etapa de adaptación, llena de alegría e ilusión, pero también de preocupaciones e incertidumbre. Si la mujer se prepara tanto física como psicológicamente, pueden disminuir la angustia, el temor y el dolor, ya que la futura madre se sentirá preparada y con mayor control sobre la situación.

Entre las técnicas de preparación, están los ejercicios físicos para afrontar los cambios fisiológicos que se producirán en ella; los ejercicios respiratorios que aumentan el rendimiento pulmonar, así tanto la madre como el feto estarán mejor oxigenados (inspiración torácica superior, abdominal, técnicas de pilates y yoga); e información general sobre alimentación y psicoterapia.

Cursos de preparación para la maternidad y la paternidad

Esta formación prepara a los futuros padres a través de módulos teóricos y prácticos en los aspectos físicos y psicológicos que caracterizan al embarazo, parto y postparto. Durante los cursos los profesionales de la salud ayudan a la mujer embarazada y a su pareja a formular las inquietudes, incertidumbres y temores con respecto a la llegada del bebé. Tratan especialmente la preparación física en el embarazo, el trabajo de parto y otros temas relacionados con la atención de la mujer en el postparto, los cuidados que debe recibir el recién nacido y aspectos de la lactancia materna.

Educación y preparación para el parto

El nacimiento de un hijo es un momento delicado y la ayuda de los profesionales de la salud puede guiar esta etapa.

Método de Lamaze o psicoprofiláctico

Este método fue inventado en los años 50 por el obstetra francés Ferdinand Lamaze. Consiste en técnicas para tener un parto sin dolor. Se conoce también como método psicoprofiláctico. Se basa en la creencia de que el embarazo y el parto son procesos naturales. Refuerza la idea de que las mujeres ya poseen la sabiduría para dar a luz. Por otra parte, la educación para el parto permite a las mujeres tomar mejores elecciones sobre su propio cuidado durante el embarazo y el parto.

El padre o la persona escogida para que acompañe en el momento del parto ayuda a la madre con masajes y apoyo psicológico. Además comparte con ella de forma activa el nacimiento del bebé.

Curso psicoprofiláctico para embarazadas

No es contrario al uso de la anestesia epidural. Este método de preparación al parto ayuda a la mujer a manejar mejor el dolor y las contracciones. Aprende diferentes posiciones del cuerpo para que el trabajo de parto sea más relajado, natural y confortable para ella y su bebé. Por lo general, las sesiones son 6 y cada una dura 2 horas.

Prepararse para ser padres

La preparación involucra tanto a los padres como a los profesionales de la salud. Los objetivos incluyen preparar a los padres para el nacimiento y la llegada del niño, acompañar a las parejas a lo largo del proceso, evitar los problemas de relación con el hijo, apoyar a los padres en su papel con información y asegurar una buena coordinación de los profesionales de la salud antes y después del nacimiento del niño. En cada etapa, se aconseja una evaluación individual para poder realizar los reajustes a tiempo y completar el conocimiento necesario.

Primera visita al doctor durante el embarazo

Cuando se ha confirmado el embarazo, se debe proponer una entrevista, que se puede realizar de forma individual a la mujer o en pareja. Puede ser realizada por una comadrona o un médico, antes del final del primer trimestre de embarazo.

Los objetivos de la entrevista son identificar las necesidades de información, definir las competencias de los padres, realizar una valoración del estado de salud de la madre, hacer un programa de visitas médicas e identificar las posibles situaciones de riesgo para la madre. En caso de que exista riesgo se debe orientar hacia la ayuda, el acompañamiento y la información. Si esta entrevista no puede tener lugar durante los tres primeros meses se puede realizar después.

Clases de preparación para el parto

Las sesiones prenatales se organizan alrededor de programas estructurados, que son individuales o en grupo. Duran 45 minutos en promedio y son interactivas. Los objetivos son prepararse para el parto y recibir al niño, aprender los cuidados como la alimentación y cómo acostar al bebé, además de apoyar a los futuros padres con toda la información necesaria.

Clases para padres

Los objetivos de las sesiones en la maternidad son ayudar a la creación del vínculo entre padres e hijo y los vínculos familiares, acompañar en la aplicación de lo aprendido durante las sesiones prenatales una vez que el niño haya nacido y todos hayan vuelto al domicilio y ayudar a los padres a adquirir confianza para ocuparse de su hijo. Antes de la salida del hospital se recomienda una evaluación individual para establecer si son necesarias sesiones complementarias a domicilio.

Clases para mamás y bebés

Al momento del alta hospitalaria pueden realizarse algunas sesiones postnatales, que tienen lugar en el domicilio. También son posibles en caso de necesidades particulares o para responder a las preguntas de los padres. Estas sesiones complementan las competencias, acompañan los cuidados y la lactancia, favorecen el afecto, aseguran un buen desarrollo del niño y buscan prevenir depresiones postnatales. Hay que recalcar que se aconseja una consulta para la madre de 6 a 8 semanas después del parto y a los 15 días para el niño.

Foto: © Lucky Business – Shutterstock.com
Dra. Marta Marnet

CCM Salud es una publicación informativa realizada por un equipo de especialistas de la salud y redactores supervisados por la Dra. Marta Marnet (número de registro 19741 en el Colegio de Médicos de Barcelona, España).

Más información sobre el equipo de CCM Salud